"Los vestigios arqueológicos se convierten en un recurso educativo"

ImprimirEnviar a un amigoPDF
Mg. Viviana Navarro
Galería de fotos

La Mg. Viviana Navarro señaló la importancia de poner en valor los recursos arqueológicos de Santa Cruz y detalló las acciones que se están llevando adelante en el marco del Programa Redes.“Es una forma de comprender cómo esas comunidades vivían en estos territorios que eran tan hostiles, cómo se fueron adaptando y la interrelación que tenían con el medio ambiente”

 

En el marco del Programa de Apoyo al Fortalecimiento de la Ciencia y Técnica en Universidades Nacionales, promovido desde la Secretaría de Políticas Universitarias, la Universidad Nacional de la Patagonia Austral  aprobó los proyectos postulantes a la convocatoria del Programa Redes. El cual apunta a construir y consolidar redes académicas de investigación con otras universidades argentinas.
La Mg. Viviana Navarro,  directora de la Escuela de Turismo  de la Unidad Académica Río Gallegos,  participó en la convocatoria para desarrollar proyecto en Red con otras Universidades  de Argentina.  En entrevista para FM UNPA brindó detalles sobre su  proyecto 'Tesoros Ocultos:Turismo Cultural'.

¿En qué consiste el Proyecto con el que postulaste al Programa Redes  ?
Participamos en esta convocatoria del Programa Redes con el objetivo de interactuar con otras universidades para compartir información, trabajar alguna temática en conjunto y en base a eso generar otros productos nuevos.
Nuestro proyecto se llama Tesoros Ocultos: Turismo Cultural. Está enmarcado en la puesta en valor o por lo menos comenzar a hacer más visible todo lo que son los recursos arqueológicos que se encuentran en la zona de la Meseta del Lago Strobel, ubucado al noroeste de Gobernador Gregores.
En este lugar hay gran cantidad de recursos arqueológicos y es importante empezar a ponerlos en valor. De hecho, la Secretaria de Estado de Cultura de la Provincia trabajó este año en unos lineamientos para comenzar a gestionar la zona. Debido a que ha empezado a tener mucho movimiento, mucha visita de gente, y en el caso de los recursos arqueológicos y culturales si uno no toma determinados recaudos suele haber vandalismo. Entonces la idea es también aportar a ese trabajo que está haciendo el Estado Provincial.

 

¿Cuáles son las universidades involucradas en este Programa Redes?
Estamos trabajando con la UBA, con la Facultad de Filosofía y Letras. Ahí el responsable del equipo que conforma el grupo es el Dr. Rafael Goñi. Él ha trabajado por muchos años en toda la zona de la Provincia de Santa Cruz, precisamente lo que es la arqueología .  La UBA es la que tiene toda la información de primera mano porque han hecho muchos relevamientos.
La otra universidad es la Universidad de Chubut, con el Dr. Diego González Ceballos. Ellos han trabajado en lo que tiene que ver con la educación ambiental, sobretodo para poder transmitir y divulgar lo referente a los contenidos científicos. Cuando se investiga  se tiene un determinado tipo de lenguaje, que muchas veces no es tan accesible para el público general.  Hay que buscar y utilizar distintas herramientas y estrategias que nos permitan poder transmitir esa información científica y hacerla accesible al público en general.

¿El objetivo es reconocer el valor arqueológico de la zona y ponerla en valor para quienes la visiten?
Efectivamente, el objetivo del trabajo es generar alguna especie de guía o cartelería para cuando la gente pueda circular por esa zona sepa lo que está viendo y en que lugar se encuentra. Y que si está mirando algo en particular también comprenda el significado que tiene. Porque todos los recursos arqueológicos que había en la zona son los vestigios de lo que han dejado las distintas comunidades que ocuparon este espacio en el pasado y que tenían algunas actividades que básicamente se basaban en lo que son las pinturas, los grabados.
Por ahí a nivel Provincial lo más conocido es La Cueva de las Manos. Tenemos muchos otros vestigios arqueológicos tal vez no de la misma magnitud pero que están dispersos por toda nuestra geografía. Es importante también comenzar a poner en valor eso porqué se convierte en un recurso educativo para que nuestras comunidades y nuestros jóvenes conozcan qué es lo que pasó en épocas pasadas en nuestro territorio, quiénes lo habitaron, cómo vivían. Precisamente muchas de estas pinturas lo que hacen es contar las formas de vida.
También es una forma de comprender como esas comunidades vivían en estos territorios que eran tan hostiles y como también se fueron adaptando, y la interrelación que tenían con el medio ambiente.

 

¿Esto es una forma de hacer  turismo cultural desde la perspectiva educativa?
Si, el Turismo no es solamente para disfrutar, pasarlo lindo y distendernos, sino que también tiene una faceta educativa, que precisamente nos permite poder transmitir estos conceptos de alguna manera y que la gente también comprenda el espacio en el que está.
Básicamente nuestro proyecto apunta a hacer un poco más accesible todo este contenido que muchas veces uno ve la pintura pero no sabe lo que hay atrás. En este caso hay que recurrir mucho a toda la información que uno pueda obtener pero también a poder desarrollar la imaginación de quienes están mirando o viendo esa cartelería para imaginarse que es lo que pasaba. Hay que trabajar mucho lo que son los recursos  o los contenidos intangibles, que es eso que no vemos y que le da sentido a lo que estamos viendo

¿Cuáles son aquellos recursos arqueológicos que por ahí se desconocen y están accesibles ?
A veces tenemos varios lugares cercanos a las rutas  donde uno puede llegar a acceder.  En este caso en particular se han encontrado más de 100 grabados y pinturas dispersos por toda la zona de la meseta y algunos son más accesibles que otros.
Algunos tienes que caminar mucho y otros no, están a la vera del camino por lo tanto un poco el objetivo es ese. La Secretaria de Estado de Cultura de la Provincia está trabajando a comenzar a establecer lineamientos que permitan gestionar todo lo que es el recurso arqueológico en toda la zona, por ejemplo en el Valle de Río Pinturas hay muchísimos lugares que tienen pintura rupestre.
Sin embargo la gran mayoría están ubicados dentro de espacios que son privados, lo cual hace que haya que tener encuentros o entrevistas con los propietarios y que ellos también tengan la idea de permitir que la gente pueda acceder a estos lugares y trabajarlo de una manera turístico-educativa como para transmitir todo esto que tenemos en nuestra zona.

 

¿Cómo ha sido la experiencia de trabajar en red con otros grupos de investigación?
Para nosotros es bastante nuevo, si bien uno todo el tiempo está conectado y trabaja con colegas de otros lugares, no ha sido en el sentido de tener un proyecto con determinados objetivos y donde tenemos que llegar a resultados ya predefinidos.
Recién nos estamos adaptando. Hemos solicitado una apertura de espacio en lo que es UNPAbimodal, que es la herramienta que utiliza la Universidad para la Educación a Distancia para poder estar conectados y compartir información.
La UBA nos está haciendo llegar los distintos trabajos de investigación que ellos han hecho para que nos podamos poner al tanto del espacio en general con el que tenemos que trabajar . También con la Universidad de Chubut nos han compartido los trabajos que  han realizado en relación a lo que es  la educación ambiental y las distintas técnicas y herramientas que han utilizado para ello. Así que por nuestro lado es ahora analizar todo el material  y seleccionar cuáles van a ser aquellos puntos sobre los que vamos a trabajar específicamente.

¿Es una nueva forma de afrontar la labor investigativa?
Si, sobretodo tomando en cuenta que hoy en día moverse de un punto a otro es complejo desde lo económico y también organizar los tiempos de cada uno. Es una forma mucho más fácil  para poder encontrarse a través de una videoconferencia o de una cadena de mails. Uno pueda estar al tanto de lo que se va haciendo y de como se va avanzando.
El objetivo, una vez que terminemos con este proyecto, seguramente será poder compartir también otra experiencia y otra información que nos permita seguir creciendo y generando nuevo conocimiento.

 

¿Las expectativas son de continuar construyendo sobre esta red que ya esta construida?
La idea es continuar en interacción, seguir en contacto y generar también otro tipo de productos. Desarrollar otras ideas en base a los que ellos están trabajando y lo que nosotros también estamos produciendo.
Tal vez podemos llegar a sumar algunos otros miembros que también estén trabajando  toda la temática de todo lo que es el Turismo en la Ruta 40 y las diversas tipologías turísticas que ofrece.
La idea es que este sea un puntapié inicial para generar una red un poco más amplia en lo que tiene que ver con el Turismo en la Provincia y en Patagonia en general .