Se estrenó en San Julián el telefilm 'Malvinas, de Vernet al Gaucho Rivero'

ImprimirEnviar a un amigoPDF

El Laboratorio de Producción Audiovisual de la Unidad Académica San Julián estrenó el viernes último el telefilm 'Malvinas, de Vernet al Gaucho Rivero', dirigido por 'Poly' Walker, que narra con notable rigor histórico y visible calidad técnica y artística los turbulentos sucesos del primer asentamiento argentino en las Islas, en los albores de la Patria.

La Avant Premiere se llevó a cabo en el Cine Teatro Talía, a sala llena. La función contó con la presencia de autoridades universitarias y municipales y de los más de 150 vecinos de San Julián que participaron en esta producción representando a los actores políticos y sociales que intervinieron en aquella gesta. Asistió además al estreno Marcelo Vernet, descendiente directo del primer gobernador de Malvinas, cuyo relato  constituye la columna vertebral del documental.
Cabe recordar que este proyecto resultó seleccionado para su financiamiento en el marco del concurso “Telefilm”, organizado por el Instituto Nacional de Cine y Artes Audiovisuales (INCAA), lo que permitió plasmar una investigación histórica de más de 8 meses en un producto audiovisual de 48 minutos cuyo rodaje  incluyó locaciones en Malvinas, Buenos Aires y San Julián.
La historia se inicia en el asentamiento denominado “Puerto Luis”, donde se establecieron los franceses en 1765, y después los españoles, hasta que Argentina hereda naturalmente las Malvinas cuando se independiza de España.
A partir de entonces, el asentamiento es comandado por Luis Vernet, por cuenta y orden del gobierno argentino. Luego de un furtivo ataque norteamericano, los británicos se aprovechan de la indefensión del lugar y usurpan la Islas Malvinas 1833. Pocos meses después se produce la revuelta del Gaucho Rivero.
La historia se condensa en una década en la que se suceden una serie de acontecimientos dramáticos en un lugar del planeta tan lejano y desconocido como estratégico, que era frecuentado por corsarios, piratas, loberos, foqueros y una galería extraordinaria de personajes que por primera vez son puestos en pantalla bajo la particular mirada de Poly Walker.
El documental trabaja la proyectiva de la recreación ficcional, dramatizando esos momentos históricos y haciendo foco especialmente la figura de Vernet y la mítica leyenda del Gaucho Rivero

 

Divulgación histórica

En diálogo con Página UNPA minutos antes del estreno, Pablo Walker contó que 'Malvinas, de Vernet al Gaucho Rivero' “entra dentro del género del docu- drama, el documental dramatizado, que es un formato que está muy en boga en la  última década y es la forma que se usa para hacer más atractiva para el público la divulgación histórica”.
Poly explicó que el documental “modestamente intenta descorrer un poquito el velo de esta historia, muy poco conocida, de la colonización exitosa que practicó la Argentina sobre suelo malvinense en los albores de la  patria, porque estamos hablando de 1825, hasta que  las grandes potencias imperiales decidieron ponerle fin”.
“El documental tiene un contenido emotivo garantizado, porque la cuestión Malvinas está metida en el corazón de gran parte de los argentinos. No es una monografía; es producto de una investigación histórica de cerca de ocho meses que creo que pone en  pantalla cosas muy poco conocidas sobre este período de la Argentina”, precisó.
Respecto de la línea argumental, el realizador sanjulianense  manifestó que “el telefilm sostiene que las Malvinas son Argentinas” y al mismo tiempo “demuestra que la primera colonia, que primero fue francesa, después española y después argentina, se  instaló allí de manera pacífica y fue desalojada de manera violenta”.
“Hoy los isleños argumentan que están allí desde hace 6 o 7 generaciones, pero en realidad están allí  porque ellos expulsaron al comandante argentino que estaba en  ese momento”, enfatizó el director, que incluyó en  su relato ficcionalizado “un montón de elementos que sostienen la hipótesis de que Argentina tiene derechos soberanos sobre Malvinas”.

 

Ni héroe ni asesino

El rigor profesional de Poly Walker, un apasionado de la historia de la Patagonia y en particular del vínculo entre nuestro territorio y las Islas Malvinas, no admite concesiones sobre los principales personajes de esta historia, que ofrece “una mirada distinta sobre Rivero”.
“En  particular algunos historiadores  del peronismo lo construyen a Rivero como figura casi mítica y especialmente el  kirchnerismo, que por tener vertientes de centro izquierda  y del pensamiento nacional y popular exaltan su figura, en muchos casos sin  hacer un análisis muy pormenorizado de cual fue realmente su rol”.
Por eso, el telefilm realizado por la UASJ muestra “un Rivero real, de carne y hueso, metido en una circunstancia, que no fue ni un héroe ni un asesino”, dado que “los hechos que condujeron  a la revuelta protagonizada por él y siete gauchos más  es enormemente compleja y tiene un montón de ingredientes, pero no es simplemente la reivindicación de soberanía”.
“Hay que ver el documental para entender mi mirada sobre lo que pasó en esa década en Malvinas, que fue más convulsionada todavía que  la década de la guerra”.

 

Producción

Para la realización del documental, el equipo de producción de la UASJ estuvo una semana en Malvinas en junio de 2014, recorriendo distintos lugares que  hacen a esta historia fundacional poco conocida de nuestras islas.
“Tuvimos la suerte, producto de un trabajo de preproducción de casi un año, de llegar a  lo que fue la sede de la comandancia argentina, Puerto de la Soledad, que es un sitio  vedado para los argentinos, básicamente porque está en manos de un estanciero malvinense que no quiere saber nada con nuestro país”, contó Poly.
En este sitio se asentó la primera colonia argentina y fue el lugar donde tuvo lugar la revuelta del Gaucho Rivero, por lo que para el director “es el sitio de Malvinas más entrañable, más allá de lo que  fue después la guerra del 82”.
Alrededor del 50 por ciento del telefilm es una  recreación ficcionalizada de  distintos hechos que se sucedieron en Malvinas y en Buenos Aires, entrelazados con fragmentos de la  entrevista a Marcelo Vernet  y la narración de Nicolás Meradi.
Walker  indicó que “incluso hay partes que están filmadas en Buenos Aires, porque la historia para comprenderla integralmente hay que entender  cual fue el rol de los británicos en la creación del primer banco de Argentina, el rol de Rivadavia”.
“Es una trama compleja que intentamos que sea accesible al gran público”, acotó.

 

Pantallas

Por último, el realizador  de la UNPA  adelantó que  el documental “en principio va a formar parte del Banco Audiovisual de Contenidos Universales Argentinos (BACUA) y que podría  incorporarse a la grilla de Canal Encuentro o de INCAA TV.
“Igual nosotros siempre mantenemos una política de difusión  de este tipo de contenidos viajando incluso a aquellos lugares de la provincia o del país  donde nos llamen, sobre todo si es con un fin educativo, porque es parte de la misión, cuando se hace un producto de este tipo, acompañarlo y defenderlo”, expresó finalmente Poly.